bandera

La directiva sobre el test de proporcionalidad

Hace poco se conoció que el Pleno del Parlamento Europeo había aprobado ya la Directiva relativa al test de proporcionalidad antes de adoptar o modificar nuevas regulaciones de profesiones, por una amplia mayoría de 519 votos a favor, 112 en contra y 8 abstenciones.

Esta directiva comenzó a tramitarse en enero del 2017, a propuesta de la Comisión Europea, como parte del conocido “Paquete de Servicios”, con el fin de crear un marco jurídico para la realización de evaluaciones de la proporcionalidad antes de introducir o modificar las disposiciones legislativas, reglamentarias o administrativas existentes que restrinjan el acceso a las profesiones reguladas o su ejercicio. Con ello se pretende ajustar cualquier regulación profesional a los principios reguladores de los Tratados de la Unión.

El Consejo General de Enfermería ha liderado, a través de la Red Europea de Reguladores Enfermeros, en los últimos meses la necesidad de que el proyecto incorpore medidas para considerar los elementos del test de proporcionalidad, no como barreras para el acceso al ejercicio profesional, sino como garantías de los derechos de los pacientes europeos a la atención sanitaria y a la seguridad clínica. Entre dichos elementos se encuentra la titulación, el registro profesional, la deontología, el desarrollo profesional continuo, la obligación de aseguramiento o el conocimiento del idioma.

Para ello, se optó por proponer enmiendas a la directiva con la finalidad de que se reconociera la especial consideración que han de tener las profesiones sanitarias, respecto de los citados elementos del test de proporcionalidad.

Posición esta última que se ha visto ratificada por la Comisión del Mercado Interior (IM CO) del Parlamento Europeo al incluir a las profesiones sanitarias en el ámbito de aplicación de la Directiva relativa al “test de proporcionalidad”, pero reconociendo la naturaleza especial de las mismas porque su actividad es la única que afecta de lleno a los derechos fundamentales de los ciudadanos como son la salud pública y la seguridad de los pacientes.

La apuesta de la Red de Reguladores de Enfermería, y del Consejo General al frente de ella, por la negociación ha sido decisiva y singular al haber tenido como interlocutor de la misma en las diversas reuniones mantenidas en Bruselas a la propia Dirección General de Mercado Interior de la Comisión Europea.

De este modo, la enfermería europea, ha conseguido convertirse en referencia en cuanto a la defensa de los intereses de los pacientes, convenciendo a Europa de que el único camino para garantizar la salud de las personas y la seguridad de los pacientes pasa por el reconocimiento de la especial naturaleza de todas las profesiones sanitarias.

Francisco Corpas

Autor Francisco Corpas

Francisco Corpas es abogado, profesor y, en los pocos ratos libres que le quedan, músico compositor. Como pasa muchas horas al día hablando en jurídico, promete dejar ese lenguaje aparte en este blog, siempre que sea posible. Pero intentará acercar el Derecho desde una perspectiva más cálida y humana

Leave a Comment

Bitácora Móvil