Banderas_de_las_comunidades_autónomas_de_España_frente_al_Senado_Madrid

Los presupuestos desmontan cuatro falsos mitos

La revisión de los presupuestos sanitarios autonómicos de 2018 y su comparación con los de, por ejemplo, el año 2015, arroja algunas particularidades interesantes y contribuye a desmontar bastantes mitos y medias verdades que circulan por el sector. El primero es aquel que pregona que las comunidades gobernadas por el PP están infrafinanciando el sistema para descapitalizarlo y entregárselo después prácticamente gratis a la Sanidad privada. Castilla y León y Galicia, feudos regidos por este partido desde hace años, se sitúan bastante por encima de la media nacional en gasto sanitario per cápita. El primer territorio destinará este año 1.479,17 euros por ciudadano para atender sus posibles necesidades sanitarias. El segundo, 1.424,79 euros. La media del conjunto del Sistema Nacional de Salud se sitúa en 1.306,75 euros por ciudadano.

Castilla y León mejora mucho con respecto a hace tres años. En concreto, sus habitantes contarán con 184,14 euros más. Galicia, por su parte, dispondrá de 31,79 euros más, manteniéndose por encima de la media. El caso de Madrid es llamativo, ya que si bien se sitúa como tercera peor comunidad en financiación por habitante -apenas dedicará 1.209,52 euros-, será, sin embargo, la segunda mejor, tras Asturias, en proporción total de presupuesto que destina a la Sanidad: un 36,38%. Ambas circunstancias evidencian que el peor gasto per cápita de este territorio obedece al elevado número de ciudadanos a los que tiene que atender. En cualquier caso, destinar casi cuatro de cada diez euros de los que se dispone a financiar la Sanidad no parece equivaler a desguazarla, sino más bien todo lo contrario.

El segundo gran mito que desmontan las estadísticas presupuestarias es aquel que sitúa a Andalucía como punta de lanza de la apuesta por la Sanidad pública. Las cuentas de este ejercicio indican que será la peor autonomía de todas en financiación por habitante, al dedicar apenas 1.155,15 euros, un hecho que no es coyuntural, pues ya en 2015 se mantenía también en el último lugar, con apenas 1.090 euros por ciudadano. Por si fuera poco, 13 territorios destinan más proporción de gasto a la Sanidad que el feudo de Susana Díaz. ¿Es ésta una apuesta por lo público? No lo parece. El tercer mito es el que culpa a todos los feudos socialistas de mentir e infradotar la Sanidad. Una falsedad en toda regla, pues Asturias, Aragón y Extremadura sí se muestran sensibles a este área social y destinarán 1.645,47, 1.528,22 y 1.485,26 euros, respectivamente, a la atención médica de cada habitante.

La cuarta y última falacia que desbaratan las estadísticas es aquella que dice que los independentistas catalanes luchan de forma denodada por preservar su Sanidad frente a las afrentas estatales. Según los datos, mientras sus dirigentes se entregan en cuerpo y alma al “procés”, los ciudadanos de Cataluña apenas dispondrán de 1.174,79 euros por cabeza para la Sanidad. En 2015, la cifra era de 1.312 euros.

PREGUNTAS CON RESPUESTA

¿Qué directivo de una clínica ha sido clave para que se desatascara en Madrid el convenio de la Sanidad privada?

¿Qué ex consejero de Sanidad del PP ha sido proscrito y no aparece ya en actos del partido? ¿Por qué?

¿Cuántos miles de millones ha caído el gasto farmacéutico en España entre 2009 y 2017?

¿Qué patronal acapara duras críticas por parte de sus miembros porque apenas hace labor alguna en beneficio de sus miembros más allá de asistir a reuniones y figurar?

 

Sergio Alonso

Autor Sergio Alonso

Fundador y director del suplemento A tu salud del diario LA RAZÓN

Leave a Comment

Bitácora Móvil